viernes, 26 de agosto de 2011

Los postres de la abuela. Escenarios para La Isla Prohibida.

Hola a todos, nueva sección para lo prometido en la reseña de La Isla Prohibida. Comenté que aunque los despliegues alternativos me parecían interesantes, se echaba en falta alguna regla que diera color al juego. Y allá vamos.

El Volcán.

Necesitamos: Fichas o marcadores de dos colores (rojo y gris o rojo y azul es lo ideal y se pueden comprar en cualquier chino en cajas de 100 fichas de parchís).



Una vez realizado el despliegue, coloca las dos cartas de profesión sobrantes en el mazo de tesoros y baraja. Al final de cada turno, después de sacar las losetas de inundación, saca una carta extra y coloca sobre la loseta una ficha de lava roja. Si la loseta se inunda en cualquier momento (o si ya estaba inundada cuando se le colocó la ficha) sustituye todas las fichas rojas de la loseta por las del otro color (la lava está fría).

En el momento en que aparece cualquiera de las dos cartas de profesión en el mazo de tesoros (no hay que robarlas y no cuenta como una de las cartas que el jugador debe robar) se produce una gran erupción, saca tantas cartas de localización como marque el nivel de inundación y coloca un marcador de lava rojo sobre ellas (de nuevo, si la loseta está inundada, cambia las fichas rojas por las del otro color).

La lava tiene dos consecuencias a nivel de juego:

En llamas: No se puede mover a través de una loseta con fichas de lava rojas. Si aparece una ficha roja en una casilla con un jugador, este debe huir a otra loseta sin llamas (como si se hundiera), si esto no es posible morirá sepultado por la lava y los jugadores pierden.

Sepultada: Las fichas de lava nunca se retiran, si en algún momento una loseta acumula 3 o más fichas de lava, no podrá recuperarse ningún tesoro de esa loseta (evidentemente, si dos losetas de un mismo tesoro quedan sepultadas antes de recuperarlo los jugadores pierden). Cualquier pista de los tesoros habrá sido enterrada por la lava, si el jugador está en una loseta sepultada debe descartar todas las cartas de tesoro (no las de acciones especiales) que robe ese turno (aunque debe robar de todos modos por si sale la carta de inundación). Se puede escapar aunque la pista de aterrizaje esté sepultada.

Rodeado por las llamas


Consideraciones, sobre estas reglas. El juego resultará sin duda más difícil, por un lado por que las llamas bloquearán los movimientos de los jugadores, por otro lado dificultan la adquisición de las reliquias. Sin embargo, el lado positivo es que la pila de descartes de localización tendrá más cartas, retrasando el hundimiento de losetas.

La Isla Calavera.

Necesitamos: Una ficha/miniatura para representar a Kong (¿de que pensabais que iba a ir?).

Despliegue: El despliegue se realiza tal como indica el diagrama de la Isla Calavera, pero el helipuerto debe colocarse en una casillas de la costa (funciona como amarradero, en esta partida no hay helicóptero sino barco).

El Rey Kong: Después de que el último jugador termine su turno, coloca la figura de Kong en la 'Puerta de Hierro' (si la puerta de hierro se ha hundido, saldrá de la de bronce y si está también, de la de plata). En adelante, después de que el último jugador saque sus cartas de inundación, debe sacar una carta más, es loseta hacia la que se dirige Kong. Desplaza a Kong hasta 3 casillas acercándose todo lo que pueda a esa casilla. Si puede elegir varias rutas, tratará de pasar por el máximo número de peones posible. Si la loseta se hunde, Kong nadará igual que lo hacen los jugadores (si puede elegir, siempre irá a la loseta con más jugadores). Si Kong queda aislado en una loseta y se hunde, morirá (que penica...).

Encontrarse con Kong: Si Kong pasa por una loseta con jugadores, todos ellos deben descartar una carta de tesoro. Si Kong termina su movimiento en una loseta con jugadores, todos ellos deben descartar todas sus cartas de tesoro y abandonar la casilla (si no pudieran abandonar la casilla morirán devorados/aplastados, los jugadores pierden).

El barco (helicoptero): Durante la partida no hay helicóptero, sino un barco que bordea la isla. La carta de helicóptero permite mover jugadores del mismo modo, pero solo entre casillas costeras. El piloto (ahora será el capitán) también cambia su poder del mismo modo, pudiendo moverse solo entre casillas costeras (evidentemente la costa es la exterior, no la interior de los ojos). Las cartas de barco (helicóptero) pueden usarse también para mover a Kong (en lugar de a los jugadores) de una casilla costera a otra.

Usando un Giralon del  D&D como Kong


Objetivo extra: Solo para los más osados, capturar a Kong, en el mismo turno en que los jugadores abandonan la isla, si Kong está en la pista de aterrizaje los jugadores lo han capturado y los llevan a escalar rascacielos a NY (puede utilizarse una segunda carta de helicóptero/barco para mover a Kong de una casilla costera al amarradero/helipuerto en el último momento).

Estas reglas, aunque añaden algo de complicación con Kong corriendo por la isla y espantando jugadores hacen más lento el hundimiento de la isla (por haber más cartas en la pila de descarte de localizaciones).

Bueno, espero que os gusten (y no olvidéis seguir el blog en facebook).

6 comentarios:

  1. Me encanta!! Las opciones extra que ofreces son baratas de montar y pueden darle más movimiento al juego si por alguna razón lo quemas. Geniales!! Sigue así!

    ResponderEliminar
  2. Un verdadero puntazo la versión de Kong :)

    ResponderEliminar
  3. A quien le pueda interesar: una versión que incluye... ¡¡espíritus!!

    http://islaprohibida.blogspot.com/2012/02/expansion-la-isla-de-los-espiritus.html

    ResponderEliminar
  4. el blog:
    http://islaprohibida.blogspot.com/2012/02/expansion-la-isla-de-los-espiritus.html no esta, se ha eliminado. no podeis indicarme otro enlace para ver ese escenario?
    gracias

    ResponderEliminar
  5. http://ex-pansiones.blogspot.com.es/2012/02/expansion-la-isla-de-los-espiritus.html

    ResponderEliminar