viernes, 20 de abril de 2012

Los postres de la abuela (IV). Parcheando el Evolution.

Hace un par de semanas, comentaba en la reseña de Evolution algunos de sus puntos flojos, que os sintetizo aquí para no aburrir a nadie.

1. El juego sufre un caso terminal de desequilibrio. Cuanto mejor vas, más cartas recibes, mejor posición tienes en el turno y mejor vas. Cuanto peor vas, menos cartas recibes y más te vapulean.

2. La mecánica de puntuación hace que lo único importante sea el último turno, así que los 5 o 6 que se juegan antes solo sirven para pasar el rato.

En la reseña, apuntábamos un par de soluciones que ya hemos descartado en pro de una solución mucho más elegante. El caso es que el problema del desequilibrio se da porque el colchón de seguridad que supone robar 6 cartas (que te permiten remontar sin muchos problemas), está muy limitado (a quedarse sin cartas en la mano y en la mesa). A no ser que hagas un pequeño cambio en la interpretación de las reglas.

¿Sabes cuando el post no necesita imágenes, pero queda un poco soso? (ilust. Jakkas)


Regla 1. Todos de la mano, hacia la extinción.

Si, es así de simple. Todas las cartas que impliquen acciones (carroñero, cooperación, etc.) son de uso opcional, no obligatorio y puedes pasar durante la fase de coger comida. Así, puedes dejar morir de hambre a tus criaturas si ves que tu gusano de camuflaje tiene pocas opciones de vencer a la manada de carnosaurios, voladores, dientes de sable de tu contrincante. En realidad, las reglas no dicen específicamente que sea obligatorio usarlas, pero por cómo están escritas las reglas y por coherencia temática, parecía apropiado hacerlo así.

Con algo tan sencillo como esto (ya os dije que era una regla mucho más elegante que las otras ideas que apuntábamos), consigues que el botón de reset, el colchón de seguridad de las 6 cartas, sea algo accesible durante toda la partida, evitando esas sesiones de mirar como los demás juegan mientras tu les pones tus animalicos en bandeja para el almuerzo.

Reptiles voladores venenosos... que tonteria... al foso.


Regla 2. Puntuación continúa.

Esta regla funciona bien para 3 o 4 jugadores, pero tengo mis dudas de que funcione igual de bien para 2 (las partidas a más jugadores tienden a auto equilibrarse, dando algo de aire a los que van peor).

La idea es realizar una puntuación parcial en cada ronda. Sumando 1 punto por cada animal (nada más). Esto hace que lo importante no sea solo la última ronda, dando de 10 a 20 puntos extra durante la partida. Esto provoca una diferencia de entre 5 y 10 puntos entre los jugadores, premiando evidentemente al que va mejor durante la partida, pero no de una forma definitiva.

Esto, junto al límite de cartas en mano, evita además la estrategia de 'amarrar' durante la partida, guardando cartas para dar el golpe de último turno.

Regla 3. Límite de cartas en mano.

Esto es fundamental, evitar la táctica de llegar a la última ronda con doce cartas en la mano y ganar sin haber hecho nada durante toda la partida. La solución es muy simple, un límite de mano de 6 que debe descartarse inmediatamente si se supera.

Además, limita un poco a jugadores que han conseguido un dominio de la mesa (no es difícil de ver en partidas de 2 jugadores) y roban 7 u 8 cartas por turno, ayudando también a equilibrar el juego.

Si, ya se que no he jugado en toda la partida. Estaba criando a Gilberto. (ilust. GreenTopaz)


Regla 4. Reducción del tiempo de partida.

Jugando a menos jugadores, especialmente a 2, el número de rondas se incrementa. Aunque las cartas son las mismas, el tener que tirar más veces para comida, etc., puede alargar el tiempo de partida.

Una solución sencilla para los que quieran hacer partidas más rápidas (puedes hacer partidas de dos en 20 min.) es retirar cartas. Hay 4 copias de cada carta en el juego, así que basta con retirar 1 copia de cada una para jugar una partida mucho más rápida, manteniendo el equilibrio de poder entre las cartas. Se pueden retirar 2 copias, pero se reduce mucho el nivel de medidas/contramedidas. Si tengo controladas las dos Visiones Agudas, mis bichos de Camuflaje son inmortales, etc. Con más cartas es más difícil tener el control de todas las cartas un mismo tipo.

Bueno, esto es todo por hoy. La semana que viene volveremos con más.

Recordad como siempre, que podéis seguir el blog en facebook, Google+ y twitter. Donde además de anunciar los post, aparecen noticias sobre concursos y otros temas frikunos que no tienen cabida en estas páginas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada