viernes, 5 de junio de 2015

Jugando a cosicas (LXXIII). La Isla.

Saludo piratas a solo 10 días del lanzamiento de ¡Abordaje!, hoy y como intermedio a la brasa que os estoy dando con mi juego (próximamente en Verkami) os traigo una reseña fresquísima de un juego de Feld que de momento no está editado en España y que entra dentro de la categoría de fillers familiares (¿?). Si Sancho, cosas veredes, el Feld haciendo fillers ¿quién lo iba a decir? Aunque tenemos que reconocerle que para ser un filler es bastante retorcido.

La Isla: Puntuación (6,5)
Stefan Feld
2-4 jugadores
45-60 min.

Somos un grupo de naturalistas (los que buscan bichos, no los que van en pelotas por ahí) explorando una isla tropical en busca de animales exóticos para estudiarlos, nada de parrilladas o bocadillos de calamares como en el Aquasphere.

Cada turno tendremos tres cartas que debemos programa para realizar tres acciones diferentes cada turno, para conseguir recursos (unos cubos de colores que nos permiten movernos por la isla), mejorar el estudio de una especie animal obteniendo puntos y para obtener una ventaja permanente durante la partida. Este esquema se repite turno tras turno con los jugadores posicionándose en el tablero para capturar las fichas de los animales y obtener puntos.

La Isla con sus animales a la espera de ser capturados (foto BGG).


Para ser un Feld es uno rarísimo, el azar es una parte importante del juego ya que al tener solo tres cartas que debes jugar si o si, te verás limitado muchas veces en las acciones que puedes realizar ¿juego esta carta como recurso o como acción? Los puntos se consiguen principalmente mediante la captura de bichos y el estudio de los que tengamos capturados, al final de la partida los bichos capturados volverán a puntuarnos en función de cuantas veces haya sido estudiada cada especie por todos los jugadores. Hay algunos puntos marginales más, pero para ser un Feld este no es la ensalada de puntos a la que nos tiene acostumbrados (hay que tener en cuenta que es un juego familiar).

La interacción del juego no es muy elevada aunque se produce en la fase principal, la captura de animales, de nuevo vemos mecánicas muy simplificadas con respecto a lo que el autor nos tiene acostumbrados.

¿Quién se hará con este sapo dorado? (foto BGG).


Lo peor del juego sin duda, la elección de colores de los recursos, un amarillo y un crema que se confunden en las cartas si no tienes una pantonera a mano, cubos grises que en las cartas son grises oscuros y en el tablero casi negros. Un desastre de paleta que hace que la experiencia del juego sea a veces accidentada.

La calidad de los materiales es bastantes dispar, cartas, tablero y peones son muy buenos, los cubos de madera también, pero el tablero de puntuación, las hojas de ayuda y los atriles son de una cartulina bastante ridícula. Me viene a la cabeza otro juego que usa tableros similares, la Granja, y me parece un solución mucho mejor y más atractiva.

El tablero de puntuación es de una calidad más que discutible (foto BGG).


Resumiendo, un buen filler que pincha la nota por fallos de producción. Muy recomendable como herramienta de iniciación a juegos más complejos ya que a pesar de ser un juego corto introduce de manera sencilla mecánicas combinadas de gestión de la mano, control de áreas y programación de acciones. Interesante si puedes conseguirlo de oferta por debajo de los 20€.

STATS

DIVERSIÓN; 7, sencillo y con algo de puteo cuando le robas el 'monete' a tu rival de debajo de sus narices.
DIFICULTAD: 4, muy fácil, a pesar de tener bastantes mecánicas, la limitación de cartas y recursos hace sencilla la toma de decisiones ya que la mayoría de las veces solo podrás elegir entre un par de opciones diferentes.
FRIKEZ: 4, juego de animales, con mecánicas sencillas y apto para todos los públicos.

Link a La Isla en Board Game Geek.

Hasta la próxima semana y recordad que podéis seguir 2 maracas D10 en facebookGoogle+ y twitter

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada